Mi?rcoles, 31 de marzo de 2010


Ayer en un vuelo a Barcelona releí el poemario Tiempo a destiempo de mi amigo y poeta a su pesar, José luis Zúñiga (querido Jose, la amistad me la irrogo con tu permiso desde tu poesía y desde las palabras sinceras que cruzamos), y volví a descubrir una poesía cargada de verdad y sencillez, pero, además, dos bellisimos poemas con los que me identifico plenamente -uno en la desolación de la ausencia y el segundo en esa lucha con la palabra y con nosotros mismos que algunos incautos mantenemos-. Jose, siempre volveré a tu poesia, porque siempre volvemos a nosotros mismos y tu poesía tiene la autenticidad y la sinceridad con la que yo, también siempre, lucho, aunque no con el acierto que tú alcanzas en tus poemas. Aprovecho para recomendar la lectura de este libro y su blog http://www.yozuniga.blogspot.com/   . Pedro Gollonet.   





José Luis Zúñiga. Tiempo a destiempo

     



       poesía virtual



Mojó la lluvia

mi cuaderno de versos.

Se emborronaron

todas las palabras:sólo

quedó poesía,

Así tu nombre,

deslavazado ahora

por las lágrimas

que vierten su orfandad

sobre esta página

en blanco de mi vida.



    segunda dimisión


Dimití de poeta

al comienzo de alguna primavera.

hace ya tantos años... Era joven.

Ahora me he dado cuenta

de que nunca lo fui

(quiero decir, poeta). Petulancia

de tal envergadura


no se sostiene ya: soy lo que soy,

un tipo que se escucha y aún pretende

que le escuchen los otros. Algo extraño


en los tiempos que corren, que, por cierto,

no son tan malos tiempos para nada.


La poesía es un arma cargada de ignorancia

y de mucho amor propio.

Ejercer de poeta es cosa fácil,

lo dificil es serlo. Por si acaso,

hoy he vuelto a dimitir.




 


Tags: José Luis Zúñiga, Tiempo a destiempo, poesía, contradicción, sinceridad

Publicado por pedrogollonet @ 13:51  | Literatura. Poes?a
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios